Puno

Marco Falconí: “Democracia es respetar los resultados”

Para el abogado Marco Falconí, excongresista de la República, hay que ser respetuosos de la voluntad popular y del voto de cada ciudadano, que es libre de votar por quien cree pertinente, de acuerdo a su preparación, de su cultura y de sus intereses. “Si finalmente nosotros hablamos de democracia, tenemos que respetar los resultados”, afirmó el letrado, quien advirtió en el actual proceso electoral, en el que aún no se puede proclamar al ganador de los comicios entre Pedro Castillo (Perú Libre) y Keiko Fujimori (Fuerza Popular), se pretende cambiar las reglas de juego a última hora.

“Hoy en día todos hablan en nombre de la democracia. Democracia es respetar los resultados electorales”, expresó el exlegislador duran una entrevista con nuestro canal digital La Noticia Multimedia, bajo la conducción de Rafael Poblete. Agregó que el Jurado Nacional de Elecciones (JNE), una vez que termine de escrutar, contar o computar el último voto, recién podrá hacer la proclamación del ganador o de la ganadora.

FONDO Y FORMA

Marco Falconí consideró que el problema radica, justamente, en que pretenden cambiar las reglas de juego no solo en el plazo de presentación (de impugnaciones u observaciones). “Algunos destacados especialistas han dicho que lo que interesa es hacer justicia y que no importa que se pasen unas cuantas horas, unos cuantos días. Eso no es cierto, porque la perfección del fondo es la forma. No se puede violar el debido proceso y, so pretexto de que se va a hacer justicia, ampliar el plazo para uno de los candidatos que está cuestionando o solicitando la ampliación del plazo”, subrayó.

Sostuvo que eso es inadmisible, máxime si diferentes partidos políticos han perdido inscripciones y no han podido inscribir a sus candidatos justamente porque el JNE, bien o mal, señaló unos plazos. “Por ejemplo, originalmente dijo que solo se podían presentar los escritos hasta las 2 de la tarde, después amplió a las 4 y después a las 8. En cada ampliación, los que no presentaron oportunamente perdieron toda opción”, indicó.

“En este caso, el JNE comete un gravísimo error al ampliar el plazo y, por su puesto, corrige es error gravísimo que hubiera sido conceder la ampliación de plazo, que en este caso favorecía a uno de los candidatos. Y la razón es bien sencilla porque después, el otro partido político, Perú Libre, también iba a decir ‘necesito ampliación’”, refirió.

VOTAR DIFERENTE

Falconí Picardo expresó que hemos llegado a una situación muy difícil. “El Perú ha estado fracturado históricamente, pero la fractura de ahora es enorme. En gran parte del país la gente no tiene agua potable y desagüe, luz, que es un derecho humano fundamental; no tiene internet, acceso a la salud pública, a la educación de calidad… Por supuesto, todos estos ciudadanos han votado por una acción diferente con los riesgos que conlleva”, acotó.

“No porque voten diferente les vamos a decir que son ‘terrucos’ o que son ignorantes. Como también a los que han votado por Fuerza Popular de ninguna manera se les puede estar diciendo que son corruptos o que son antidemocráticos”, reflexionó.

Señaló que se viene cuestionando que Perú Libre ha tenido una gran cantidad de personeros a los que les ha pagado para se adulteren las actas. “Esa afirmación es bien grave y no se puede admitir por varias razones, pero la más importantes es que la única forma de hacer valer el derecho es a través del personero de la mesa”, detalló.

PERSONEROS

“Si el personero de la mesa no hace constar las irregularidades, pues está facultado para formular las denuncias, no se puede reclamar después. Existe un principio en derecho electoral que dice ‘acta mata voto’. Si nosotros no hemos tenido personeros para hacer respetar la voluntad popular, mal podemos después ‘llorar sobre la leche derramada’. Esto ha funcionado históricamente así y así funciona en todas partes”, manifestó. Agregó que, una vez que se produce el escrutinio, en la mesa ese escrutinio es irrevisable para todos.

Explicó que todas las auditorías se tienen que pedir antes, no después, y que lo que se audita no es resultado, sino el sistema informático. “Una vez que el resultado es adverso, patean el tablero y dicen ‘ha habido fraude’. Puede haber una serie de actos irregulares, como en todos los procesos, lo que está mal, pues nadie puede justificarlos, pero para eso están las instancias”, remarcó.

“El defensor de la democracia es, curiosamente, el personero de mesa. Si no tenemos personero, no tenemos derecho a reclamar porque justamente es el representante legal de cada uno de los partidos”, puntualizó.

EL PEDIDO DE PERÚ LIBRE QUE TAMPOCO PROCEDIÓ

Para explicar que es imposible anular las elecciones en toda una ciudad o el país, Marco Falconí puso el ejemplo de Perú Libre, que pidió la nulidad de las elecciones en Estados Unidos debido al caso del funcionario de la Cancillería que en un audio dice que “tiene que ganar Keiko Fujimori”. “Incluso dice que ya había hecho todas las coordinaciones, etc., etc.’”, complementó.

“Definitivamente, ese pedido también es improcedente (…) Perú Libre dice que piden la anulación de las elecciones en Estados Unidos porque se ha roto la cadena de custodia de las actas. ¿Pero dónde están las pruebas? Si Perú Libre tenía sus personeros, tuvo que reclamar a tiempo”, anotó. – #JNE #KeikoFujimori #MarcoFalconí #PedroCastillo #PerúLibre #Especiales

Puno comenta!

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba